jueves, 10 de junio de 2010

Mala educación en Las Cortes

Reproduzco una carta al director emitida por un alumno de 1º de Bachillerato tras una visita a las cortes el día que se debatía el decreto de recorte de presupuestos. El que habla tiene menos de 18 años.

CARLOS A. VALVERDE ÁLVAREZ. 01.06.2010

El pasado miércoles tuve la suerte de viajar, con mis compañeros de 1º de Bachillerato, al Congreso de los Diputados. Tuvimos gran fortuna, pues pudimos asistir a la polémica sesión para la convalidación del decreto del Gobierno de recorte de ayudas sociales. Mi ilusión ante ello era especial, pues tengo gran interés por la política y pienso que quizá pudiera ejercerla en el futuro.

Sin embargo, mi visita al Congreso me hizo plantearme esto y me decepcionó profundamente. Seré claro, mi principal impresión fue: la mala educación. Los políticos parecían una sarta de niños pequeños. Gestos y sonrisitas entre ellos, se pasaban papelitos con reacciones graciosas, hablaban por el móvil, visitaban al compañero de más allá, e incluso jugueteaban con su nuevo iPad, o se ausentaban una y otra vez del hemiciclo.

La atención sólo se centraba cuando alguien jaleaba, abucheaba o daba golpes, como panda de populistas e inmaduros que parecían. Si tan sólo escuchan el discurso de un político de su propio grupo, ¿no es el Congreso un órgano innecesario? Precisamente el propio partido conoce el discurso; son los demás los que deberían prestar atención, con un mínimo de respeto y educación. En mi mismo colegio prestamos más atención a los profesores que los políticos en las Cortes, y aun así se nos acusa de fracaso escolar. Por tanto, deduzco, lo que tenemos en España es fracaso político.

2 comentarios:

Antonio del Camino dijo...

Chapeau para el autor de la carta. No se puede decir más y mejor en menos líneas.

Carlos Valverde dijo...

Me alegro os gustara mi carta. Si queréis ver mi blog, entrad en: deberiamoshablar.blogspot.com , muchas gracias!!